El CVCV pide a la Conselleria de Agricultura flexibilizar algunos saneamientos

saneamientoLa presidenta del Consell Valencià de Col.legis Veterinaris (CVCV), Inmaculada Ibor, pidió por carta el pasado 31 de marzo a la Conselleria de Agricultura prorrogar los plazos para cumplir parte de los programas de saneamiento del Plan Anual Zoosanitario (PAZ) de 2020. Ibor justificó tal petición por las difíciles circunstancias familiares y personales en la que han quedado algunos veterinarios responsables de la sanidad ganadera. En la contestación a esta carta, suscrita el 9 de abril por el director general de Agricultura, Ganadería y Pesca, Roger Llanes, éste recuerda las instrucciones dadas recientemente a este respecto a los servicios oficiales para garantizar que se cumplan, al menos, aquellas “actuaciones que sean ineludibles” en las explotaciones y ADSG. Pese a ello, Llanes no descarta que, atendiendo a la evolución de las circunstancias, se pueda valorar disponer de una prórroga para los chequeos serólogicos correspondiente al primer semestre para brucelosis en ovino caprino. Plazos que, como proponía el CVCV, podrían en su caso ampliarse de junio o agosto, a septiembre.


En su misiva, la representante colegial lamentaba la situación generada durante este periodo de confinamiento en el servicio oficial de veterinarios: “Hay compañeros que tienen familiares a su cargo dentro del colectivo de riesgo (para el Covid-19, se entiende)
, al igual que los trabajadores y propietarios de muchas explotaciones”. Situación que -según explica Ibor- “está generando un retraso acumulado en la realización de los saneamientos

 

Mantenimiento de programas
El director general, por su parte, respondió a la petición con una motivada carta. En la misma, Llanes aclara que, tras la declaración del estado de alerta (RD 463/2020 de 14 de marzo), su departamento acordó con el Ministerio de Agricultura “el mantenimiento por su importancia de los programas sanitarios nacionales con algunas medidas de flexibilización”. Criterios que se detallaron en una instrucción concreta del 20 de marzo a los servicios veterinarios oficiales en la que se detallaron cómo llevar a cabo durante este tiempo “los programas sanitarios, las tareas prioritarias, el régimen de funcionamiento y las medidas de bioseguridad a implementar”.

 

Y al respecto concreto del PAZ, Llanes aclara que se deben priorizar aquellas actuaciones “que sean necesarias para las comprobaciones sanitarias y mantenimiento de estatus sanitario y que permitan firmar la documentación sanitaria de traslado que proceda para el movimiento pecuario”. De ahí, que se instara entonces a las ADSG o a los titulares de explotación responsables a que buscaran un veterinarion sustituto del titular para que -en caso de que éste no pudiera- se hiciera cargo de las acciones “ineludibles” antes citadas.

 

Por todo lo cual, en cuanto a la petición de aplazar hasta septiembre la finalización de los saneamientos que, según el PAZ, debieran ser finalizados en el primer semestre, el director general condiciona tal cosa a dos aspectos: a la evolución de la pandemia durante las próximos meses y a la comprobación del nivel de ejecución de los propios chequeos serológicos.