El ICOVV sigue de cerca el foco detectado en el CES Valencia y pide a Agricultura poder colaborar y una comunicación fluida

A finales del mes de febrero el Laboratorio Central de Veterinaria confirmó un foco de rinoneumonía equina en un centro hípico CES Valencia. A raíz de este brote, la Real Federación Hípica Española (RFHE) anunció la suspensión de las competiciones y las autoridades procedieron a inmovilizar el centro hípico e investigar la epidemiología del foco. Como ya lo había decidido días antes la Federación Española de Hípica (RFHE), tras la observación de muchos casos en competiciones en Europa, la  Federación Ecuestre Francesa (FFE, por sus siglas en francés) ha decidido suspender, hasta el domingo 28 de marzo de 2021 inclusive, todos “los concursos ecuestres nacionales e internacionales, encuentros y cursos equinos”. Además, la Federación Ecuestre Internacional (FEI) ha anunciado la cancelación, con efecto inmediato, de los eventos internacionales en 10 países del continente europeo —también hasta el 28 de marzo— “debido a la rápida evolución de una cepa muy agresiva de la forma neurológica del Virus del Herpes Equino (EHV-1) que se originó en Valencia y ya ha provocado brotes relacionados en al menos otros tres países de Europa”.

Por su parte, el Colegio de Veterinarios de Valencia (ICOVV), a instancias de la Comisión de Clínicos Equinos, que está siguiendo muy de cerca el brote Mieloencefalitis  EHV1 (rinoneumonía), ha dirigido un escrito al director general de Agricultura, Antonio Quintana, para trasladar su apoyo a este departamento y para ofrecerse a colaborar. En la carta suscrita por la presidenta colegial, Inmaculada Ibor, de igual manera, se insta a “establecer un cauce de comunicación ágil y en tiempo real” entre la conselleria y la entidad para conocer “el relato oficial sobre el brote epizootiológico y poder coordinar estrategias de lucha”. Junto a ello, se reclama determinadas cuestiones concretas de naturaleza clínica para ganar en eficacia en la lucha contra esta enfermedad y se pide una reunión para ello.

Cuatro caballos muertos 

Asimismo, la FEI ha emitido un comunicado en el que ha destacado que este brote de rinoneumonía equina probablemente sea “el más grave en Europa en décadas”. En este sentido, ha señalado que mientras las autoridades veterinarias españolas están manejando este brote en Valencia, el Departamento de Veterinaria de la FEI está impulsando la coordinación de las medidas en cooperación directa con la Real Federación Hípica Española.

“Trágicamente, cuatro caballos han muerto durante el fin de semana, 84 caballos en el lugar muestran signos clínicos y están siendo tratados, y otros 11 caballos están siendo tratados en clínicas externas (nueve en Valencia y dos en Barcelona). El tratamiento de los caballos en el lugar se ha mejorado enormemente con apoyo veterinario adicional y suministros médicos, con un total de 21 veterinarios ahora en el lugar”, señalan desde la FEI.

Por otro lado, en el comunicado de la Federación Ecuestre Internacional se asegura que durante el fin de semana se preparó un establo adicional para que los caballos sanos/recuperados puedan aislarse mejor de los animales enfermos en el lugar para evitar una mayor transmisión.

Está prevista la llegada de un total de 44 establos temporales, que se están transportando desde el sur de Francia, y también se suministrarán 22 boxes al Hospital Equino de Valencia para liberar los establos permanentes de tratamiento de emergencia.

Estrecha colaboración

Además, la Federación Nacional Francesa y la FEI han coordinado un suministro de colchonetas de apoyo inflables para ayudar a los caballos recostados a ponerse de pie. Las Federaciones Nacionales de Francia y Alemania también están proporcionando veterinarios adicionales. Un miembro del Departamento de Veterinaria de la FEI está en Valencia y está trabajando en mejorar la comunicación entre las autoridades, los organizadores y los deportistas.

“Como esta cepa de EHV-1 es particularmente agresiva y ahora hay brotes relacionados confirmados en Francia, Bélgica y Alemania, nos sigue preocupando que varios caballos enfermos y en contacto abandonaron el lugar antes de que se cerrara para las salidas y que puedan propagar el enfermedad”, asegura la FEI.

No obstante, señala que se ha bloqueado a todos estos caballos en la Base de Datos de la FEI hasta que se hayan cumplido los protocolos de prueba exigidos. Asimismo la FEI ha vuelto a contactar directamente con las federaciones nacionales con caballos que participaron en Valencia solicitando confirmación de que han contactado con todos sus deportistas, que sus autoridades veterinarias nacionales han sido informadas sobre el brote y los caballos que regresan, y que se ha establecido el aislamiento necesario de los caballos que regresan y los caballos en contacto.

La FEI también está recopilando más información sobre los brotes relacionados y las medidas implementadas a nivel local para manejar un brote. El Departamento de Veterinaria, apoyado por destacados epidemiólogos, está realizando una constante evaluación de riesgos para tomar y asesorar sobre las medidas preventivas correctas.

Si bien la prioridad sigue siendo el brote actual y minimizar el riesgo de transmisión adicional, la FEI utilizará los datos recopilados de este brote para evaluar la efectividad de la vacuna EHV1, viendo qué caballos del grupo total de 752 que participaron en Valencia han sido vacunados, cuales presentaban síntomas o eran asintomáticos y qué caballos han muerto.

“La FEI continuará trabajando en estrecha colaboración con las federaciones nacionales afectadas y actualizará a la comunidad en general tan pronto como haya nueva información disponible. En este momento crítico, estamos agradecidos por la forma en que nuestra comunidad continúa uniéndose para lidiar con este brote”, afirma la FEI en su comunicado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *